domingo, mayo 19, 2013

EL JUEGO


Y aunque aveces carguemos con muchos años,
la verdad es que aún somos ese niño que un día fuímos,
que se sorprende ante todo,
para el que el mundo es siempre nuevo...
 
Pues en realidad, detrás de las máscaras que usamos,
somos el ser que siempre hemos sido,
niños de Dios, caminantes del Universo,
pequeños con vocación de crecer...
 
Y entonces somos siempre puros e inocentes,
plenos de la magia de la vida,
 listos a aprender por nuevos juegos,
siempre en medio de maravillas que nunca terminan...
 
Niños y niñas que corren felices,
niñas y niños que ríen y que discuten,
sólo que aveces cambiamos los juguetes de ayer,
por otros que nos dijeron que podrían ser mejores...
 
Pero somos los mismos
y si cerramos los ojos y salimos del sueño podremos vernos,
en el ser que realmente somos,
en nuestra auténtica esencia de luz...
 
Y si recordamos entonces que todo es un jugar,
las cosas serán más fáciles,
perderemos o ganaremos sin tanto drama
y solo inventaremos un nuevo juego para después reír de nuevo....
 
Si, pues siempre habrá un nuevo juego y nuevos amigos,
una nueva historia, un nuevo reto
y de eso se trata todo,
de jugar y de aprender...
 
Para jugar y aprender y reir y crecer,
como el niño que fuimos,
como el niño que somos,
en el eterno estar de cada instante...
 
PAZ&AMOR
 
Isaac A. Devis G
 
 

25 comentarios:

  1. Hola amigo poeta.
    Profundo enfoque de la vida.

    "..niños de Dios, caminantes del Universo, pequeños con vocación de crecer..."

    Dice todo y dice mucho...

    Abrazos cálidos.
    Pace e Bene!

    ResponderEliminar
  2. SI MI HERMANO: ESENCIA DE VIDA DESPRENDEN TUS VERSOS.
    UN ABRAZO

    ResponderEliminar
  3. Tenemos que amar mucho a nuestro niño interior, si él no es feliz, nosotros, tampoco.

    Besos Isaac.

    ResponderEliminar
  4. es hermoso tu poema y tu concepto de niñez permanente, el cual comparto amigo Isaac. "si sos como niños, no entras al Reino de los Cielos"- Un saludo afectuoso!!

    ResponderEliminar
  5. Celebremos nuestro niñ@ interior!.
    Gracias Isaac por invitarnos a la fiesta.
    Besos querido amigo.

    ResponderEliminar
  6. Como terapeuta "me trabajo y trabajo" Isaac, y cómo esta niña se va manifestando... dos tareas... acogerla e integrarla...;-)
    Gracias!

    un abrazo,

    Ali

    ResponderEliminar
  7. Nuestro niño eterno, es lo que más debemos proteger.
    Magníficos versos. Un abrazo, Isaac!

    ResponderEliminar
  8. Un poema que transmite la verdadera esencia de lo que somos, niños aprendiendo a vivir.
    Tus letras son serenidad pura.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  9. Dentro de nosotros hay un niño interior, y puro que tenemos, que ser mas consciente, de que existe.Un ABRAZO

    ResponderEliminar
  10. Ojala fuésemos siempre como niños, de ellos es el Reino de los Cielos.
    Dios te bendiga!!!

    ResponderEliminar
  11. Perdona no vine antes por estar un poco malita quizas yo tambien me vuelvo niña y me sienta falta de esos mimos ...si... eso sera... ,todos llevamos ese niño dentro del corazón ,
    Preciosos tus versos llenan el alma.
    un beso con gran afecto
    Marina

    ResponderEliminar
  12. Es una filosofía de vida que me ha prendado.
    Pienso apuntármela e intentar ponerla en práctica.
    Quien sabe, tal vez ahí esté la solución a los problemas que nos ahogan.
    Besos.

    ResponderEliminar
  13. No hay nada como conservar esa alma infantil de un niño, flexible que se adapta a todos y en todo encuentra alegría.

    Besos, me gustó tu entrada, felicidades.

    ResponderEliminar
  14. Cada día que amanece volvemos a nacer y, somos niños de nuevo, renace nuestra alegría...

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  15. Hola, Isaac
    Podemos seguir siendo como niños sin eludir nuestra responsabilidad en cada acto de nuestra existencia; lástima que eso es casi siempre echado abajo por los gruñones.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. Así es Isaac, y ojalá nunca abandonemos ese niño que llevamos dentro. Un fuerte abrazo y feliz fin de semana amigo.

    ResponderEliminar
  17. Bellos versos, cuidate. Ese niño interior aveces asoma queriendo jugar en mi..y lo dejo jugar.

    ResponderEliminar
  18. Sería lo ideal tener ese niño interno afuera todo el tiempo. Seríamos más ibres y la capacidad de asombrarnos se mantendría intacta.
    Un gusto volver a leerte!

    ResponderEliminar


  19. Que cada día de tu vida sea más bello que el anterior
    y que nunca te falte la ilusión de un nuevo amanecer.

    Feliz despertar a este domingo vestido de cielo, calzado
    de simpatía, mientras es peinado con hilos de madreselvas...

    Un breve abrazo,
    adueñado del sentimiento.

    Atte.
    María Del Carmen



    ResponderEliminar
  20. Me encanta, pienso y siento lo mismo.
    Besos de corazón de niña y mujer.
    mar

    ResponderEliminar
  21. POr supuesto, empezamos jugando y ternminamos jugando,sólo que la mayoría de las veces no nos damos cuente.
    La vida es un juego de ajedréz...



    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  22. La inocencia de los niños que se sorprenden con todo lo que ven y disfrutan de cosas insignificantes, así tendríamos que ser durante el resto de nuestra existencia.
    Muy bonito verso, un abrazo y de nuevo contigo

    ResponderEliminar
  23. Bendito sea por siempre!!!
    ¡Feliz día del Señor!
    El te bendiga siempre.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  24. FELIZ SEMANA. UN ABRAZO

    ResponderEliminar
  25. Un nuevo juego para jugar como niño es lo que cotidianamente espero, gracias por compartir similitudes.
    Abrazo surero.

    ResponderEliminar